Seguidores

viernes, 22 de abril de 2016

Careo



Ella vuelve por la madrugada
de una noche cansada
por la llovizna.

Hembra de a pesos.

Quiere hacer un careo con la vida
pero la misma nunca le responde, no se atreve a dar la cara
se le escapa (como el tipo de traje)
dejándola sola en su habitación de tres por tres,
en compañía de las hormigas.

10 comentarios:

  1. Desoladora circunstancia, sin salida aparente. Dura realidad de muchas mujeres.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  2. Ufffff... es un poema duro y también un buen poema.

    Saludos.

    ResponderEliminar
  3. Terrible enfrentamiento con la vida, a veces así sucede. Perdemos lo que creemos es la mejor posibilidad, entonces quedamos debastados.

    Saludos.

    ResponderEliminar
  4. La vida no admite careos, vuela a su libre albedrío dejándonos a merced de nuestra-por muchas veces acompañada-soledad...
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  5. Una realidad cotidiana, estremecedor poema Claudio.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  6. ENFRENTAR LA VIDA ES UN RETO HERMOSO. TREMENDO TEMA!!!!
    ABRAZOS

    ResponderEliminar
  7. Un poema que estremece, me ha encantado, Claudio.

    Un placer haber estado en tu precioso rincón.

    Un beso.

    ResponderEliminar
  8. Crudo y real pero expresado con mucho respeto y delicadeza. Pita vida.
    Besos

    ResponderEliminar
  9. Me gusto mucho, esta transido de dolor! Un abrazo

    ResponderEliminar
  10. jeje, me gusto esa parte de que a veces la vida no responde,
    si a veces no trae nada consigo.
    un abrazo, me gusta tu forma.
    :)

    ResponderEliminar