Seguidores

viernes, 10 de septiembre de 2010

Vida Textil

Hice con la vida un ovillo
desenredando frustraciones
para tejer algo nuevo
o al menos
para dejar algo dicho
y que aquel que me escuche
logre comprender
que a pesar de sus dificultosos hilos
vale realmente la pena
pasarla por la devanadora.

6 comentarios:

  1. ¡¡Muy bueno!!

    Tienes un estilo real. es decir que tu poesía llega, porque se entiende. Que facil sería pasar la vida por la devanadora, tejerla y destejerla a piacere. Pero generalmente ella nos teje a nosotros. Un beso.

    mariarosa

    ResponderEliminar
  2. Me encanta...

    Vale la pena...esa vida textil.
    ...y hacerse un traje a medida, de linos y sedas llenos de paz, de tranquilidad, de amor, de luz, de esperanza..

    Besos

    ResponderEliminar
  3. ¡Hola, Claudio! Gracias por pasarte por mi blog.

    Justo hace un rato estaba releyendo a Bécquer, sus poemas. De paso me fijé en un cita de sus "Cartas desde mi celda" que dice así: "... la vida, tomándola tal como es, sin exageraciones ni engaños, no es tan mala como dicen algunos". Tu poema me ha despertado esta relación.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  4. A veces nos liamos tanto sin darnos cuenta que después para desenredar el ovillo es complicado, en ocasiones casi es mejor dejarlo en un cajón y procurar tejer algo nuevo y recordando lo que no se ha de hacer para que no corra la misma suerte que el otro...

    Besitos.

    ResponderEliminar
  5. Gracias por tus comentarios en mi blog.

    Que pases un buen fin de semana.

    mariarosa

    ResponderEliminar
  6. ''Hice con la vida un ovillo
    desenredando frustraciones
    para tejer algo nuevo
    o al menos
    para dejar algo dicho''-Me ha encantado esta parte. Que bien que haya encontrado tu blog, me encantan tus palabras, verás mi huella en futuras publicaciones! Que tengas un buen día!:)

    ResponderEliminar